miércoles, 12 de agosto de 2015

Senderos y trialeras de Cercedilla y la Fuenfría

Nieves había organizado ruta para el miércoles, un par de mensajes y se adaptó a la hora en la que terminaba de trabajar ¡¡Perfecto!! Pillaría la bici y me iría en busca del fresco serrano hasta Cercedilla, habíamos quedado en el parking de la plaza.
Punto de encuentro momentos antes de la salida.
Hoy solo conocía en persona a Nieves, reconocí a Pablo por sus fotos del Blog que venía con otro compi, y me presentaron también a Felix y a Nacho. Iniciamos la ruta seis personas saliendo hacia la derecha del aparcamiento en busca del GR10 y franqueamos el embalse de Navalmedio, zona donde cogeríamos el camino del Calvario.

Nieves y Nacho
Poco después salimos del camino y pillamos ya la primera trialera, en este caso la del Escorpión, desde ahí en busca de las vías del Funicular, cruzándolas entre el apeadero de Siete Picos y Camorritos y alcanzar así el precioso sendero de la Teja.

Cruce del camino señalizado perfectamente en cualquiera de sus direcciones
Cruzar estas vías me hace rememorar las de veces que use este funicular mal llamado, ya que no usa cable para su tracción, y una de las últimas veces que intentamos usar uno de sus apeaderos descubrimos que ya no presta servicio en ellos atendiendo únicamente a las estaciones principales de Cercedilla, Navacerrada y Puerto de Cotos.

Actual tren de la Naturaleza
La idea de construir este trayecto parte del Sindicato de Iniciativas del Guadarrama a mediados de 1917, valorándose varios trazados iniciales y decantándose por el más económico partiendo desde Cercedilla el cual aportaba además la majestuosa belleza de sus laderas. Las obras comienzan en el 19 y debido a las condiciones climáticas de la zona se extienden durante 4 años, abriéndose al público en agosto de 1923 con el trazado de Cercedilla a Navacerrada.

Durante la Guerra Civil se suspendió el servicio, reanudándose en 1940, años en los que fue usado de manera intensiva, hasta el punto de sufrir los trenes cantidad de averías. En 1954 pasa a manos de RENFE y en 1959 se prolongan las obras hasta el puerto de Cotos, sin embargo quedo posteriormente fallido el intento de prolongación al Valle del Lozoya por el Monasterio del Paular. 

Actualmente ante la conversión a Parque Nacional de la Sierra del Guadarrama han surgido reivindicaciones para prolongar la línea hasta la estación de Valdesquí con la idea de poder facilitar el acceso masivo a la estación, lo cual solo lo vería con buenos ojos si limitasen más las plazas para automóviles, de lo contrario sería incrementar el impacto humano sobre la zona.

Retomando nuestra ruta, en el sendero de la Teja, uno de los más chulos de la zona de Cercedilla nos dejamos prácticamente deslizar por un trazado sin apenas desnivel y muy limpio donde se imprime bastante velocidad a la bici, para disfrutar a tope.

Ahí llega el Nanoflojo (apodo sin ningún sentido, os lo aseguro)
Pablo y su acompañante se desviaron y regresaron para Cercedilla, por lo que en adelante continuamos el resto de la compañía en dirección al Sendero Galindo, 

Cruce del Galindo con las Veredas
Sendas, veredas y caminos disfrutones, encadenando uno detrás de otro llegamos a la fuente de la parte alta de la carretera de las Dehesas.

Repostando
Después de reponer algo de agua continuamos ya en descenso por el Camino Viejo de Segovia y el Camino de los Campamentos para realizar la entrada en Cercedilla por la zona de la estación de Renfe, por lo que tenemos que cruzarla hasta el punto donde tenemos los coches, pasando claro esta a por nuestra cerveza de rigor, donde tenemos que arrancarles a modo se suplica unas patatas para acompañar los bebedizos.

Despedida y hasta la próxima, medio planificando ya para poder coincidir el siguiente fin de semana y sacar otra vez nuestras ruedas a paseo.

El track de la ruta al que enlazo es el de Nacho, ya que el mío hizo un registro extraño y trate de subir el que me pasó Nacho, pero Wikiloc detecto que ya estaba subido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada